Esencias y mates

—… aprovecha la última noche—me dijo por Whatsapp al despedirse, luego de preguntarle si había llegado bien a su casa. Eran las 11:10 p.m. Ella, amiga de la universidad, no sabía que la larga conversación que acabábamos de tener hasta hace una hora era la mejor forma en que podía haber aprovechado ya la noche.

Continúa leyendo Esencias y mates