Esencias y mates

—… aprovecha la última noche—me dijo por Whatsapp al despedirse, luego de preguntarle si había llegado bien a su casa. Eran las 11:10 p.m. Ella, amiga de la universidad, no sabía que la larga conversación que acabábamos de tener hasta hace una hora era la mejor forma en que podía haber aprovechado ya la noche.

Continúa leyendo Esencias y mates

Colores en el aire: teñido, Maras y Moray

Al retornar a Aguas Calientes, bajar del bus deja frente a la vista un alto restaurante llamado Fortaleza, al cual ingresamos y fuimos al piso superior. No escatimamos comida y bebida en ese almuerzo. Fue, ciertamente, revitalizador. Desde allá arriba teníamos una buena vista del pueblo, y podíamos ver también la continua llegada de buses que provenían de Machu Picchu.

Continúa leyendo Colores en el aire: teñido, Maras y Moray

Un ascenso a la montaña Machu Picchu

El viaje a Machu Picchu no terminaba allí. Salimos del recinto luego de la visita guiada y fuimos por un poco de agua. Volvimos a ingresar para dirigirnos a nuestra siguiente parada: Montaña Machu Picchu.

Continúa leyendo Un ascenso a la montaña Machu Picchu

Magnificencia y mística en las alturas

Nos despertamos a las 4:30 a.m., el ambiente estaba frío afuera. Desayunamos en el hotel antes de ir a tomar el bus. El sol aún no salía y el vacío se percibía como un celeste melancólico. Había algo de movimiento, pero poco, excepto cuando llegamos a la estación, donde ya se formaba una larga fila para la partida hacia una de las maravillas del mundo: Machu Picchu.

Continúa leyendo Magnificencia y mística en las alturas

Huellas por Písac, Ollantaytambo y Aguas Calientes

Segundo día en Cusco. La van nos recogería temprano para llevarnos al primer destino: Písac. En realidad, cambiaríamos de transporte a un bus en algún punto. En el camino al pueblo, nos detuvimos en un punto en la carretera que funcionaba como una especie de mirador. Las vistas del amplio valle eran impresionantes.  Continúa leyendo Huellas por Písac, Ollantaytambo y Aguas Calientes

Catedral, Coricancha, Sacsayhuamán y otros centros arqueológicos

La furgoneta pasó por el hotel en recogida pasajeros para llevarnos al punto de encuentro (o cerca), el cual era en las afueras de la Catedral, o Conjunto Catedral, dado que se conforma por el Templo de la Sagrada Familia y el Templo del Triunfo: ambos impresionantes.

Continúa leyendo Catedral, Coricancha, Sacsayhuamán y otros centros arqueológicos